Lesiones del Ligamento cruzado anterior

Home » Medical » Lesiones del Ligamento cruzado anterior

Anatomía del Ligamento Cruzado Anterior

El Ligamento Cruzado Anterior (LCA) es uno de los cuatro principales ligamentos de soporte de la rodilla, encontrándose en la parte media-lateral del fémur en su parte distal, es decir donde articula con la tibia; insertándose en la parte media de ésta, manteniendo una tensión constante gracias a los dos haces de fibras de colágeno que lo componen.

 

Función del LCA

Esta resistente estructura que une los dos huesos principales del soporte para el movimiento de rodilla da firmeza al evitar un desplazamiento tibial hacia adelante respecto al fémur, y su rotación sobre el fémur, dando además estabilidad en todo el arco de movilidad de la rodilla.

Las lesiones del LCA ocurren en 3 de cada 10,000 personas aproximadamente. Se relaciona sobretodo con la práctica de deportes de contacto con alto riesgo de impacto como en fútbol americano, básquetbol, fútbol, voleibol, tennis, esquí y gimnasia; en esto casos predominando en hombres. Después de la pubertad y en población en general su incidencia en mujeres es 4 veces mayor que en sus contrapartes masculinas debido a variaciones anatómicas y efectos hormonales sobre el tejido. En la mayoría de estos casos (70%) es una lesión no traumática por rotación interna de rodilla en flexión, conocido también como valgo forzado, y por apoyo en extensión de rodilla al reducir así el efecto amortiguador del músculo cuadríceps.

En gran parte de los casos, las lesiones del LCA se acompañan de lesiones de otras estructuras de la rodilla, existiendo en algunos casos lesiones del ligamento colateral medial y del menisco medio, conociéndose esta compleja lesión como “Triada terrible”.

 

Identifique una lesión del LCA

Al ser lesiones en la mayoría de los casos complejas, lo síntomas pueden variar según la mecánica de la lesión, entre otros factores (edad, lesiones previas, enfermedades acompañantes…). Comúnmente al momento de sufrir la lesión puede sentirse o incluso oírse un chasquido en rodilla, acompañado de inflamación, dolor que limita la movilidad y dificultad para extender la rodilla al cargar objetos. Ante una sospecha de lesión del LCA se recomienda guardar reposo, aplicar intermitentemente hielo en forma indirecta y aplicar un vendaje elástico en el área, durante las primeras 48 horas.

Diagnosticando y dando el tratamiento de rehabilitación y/o quirúrgico a tiempo ofrece generalmente un buen pronóstico con períodos de recuperación variables de 2 meses hasta 2 años, dependiendo la severidad del cuadro.

Es muy importante realizar una evaluación clínica y radiológica, así como establecer el criterio más adecuado en personas activas y atletas, estableciendo así el mejor pronóstico y las perspectivas deportivas a futuro en éstos últimos.

 

Evite complicaciones y reincidencias

Lo más importante en estas lesiones es atenderse a tiempo para evitar complicaciones crónicas como artritis, lesiones del cartílago rotuliano, desgarro de meniscos e inestabilidad de la rodilla.

La información aquí presentada no sustituye ni pretende sustituir en forma alguna la atención otorgada por un profesional de la salud. En caso de sufrir algún síntoma o malestar relacionado, acuda a la brevedad con su médico especialista para el diagnóstico y tratamiento oportuno de su padecimiento.

Comments

  1. Johannah on April 3, 2013 at 9:13 pm said:

    Wonderful explanation of facts availalbe here.

    • Estimado doctor: Mi nombre es Sergio, tengo 34 años. Hace 12 años tuve una lesión jugando al futbol a raíz de la cual se me realizó una plastia de ligamentos (LCA) y se me recortó parte del menisco de la rodilla derecha. Con el paso del tiempo he ido sufriendo tensiones, dolores y crujidos en tobillo y cadera derechas, así como episodios de lumbalgias.Tengo la sensación de que la rodilla derecha se está desalineando hacia dentro y la pierna se me está quedando en X. Por las mañanas al ir caminando al trabajo, la cadera derecha se bloquea y no puedo seguir andando. Si toco con los dedos las puntas de los pies, noto que me desencajo y entonces puedo continuar la marcha. Me gustaría saber si con ayuda de las técnicas que utiliza con factores de crecimiento o células madre será posible corregir la mala alineación descrita. Muchas gracias.

      • Webmaster on May 7, 2013 at 12:18 am said:

        Estimado Sergio, el cuadro de secuela por lesión del LCA puede requerir de un análisis de la mecánica de los movimientos que realizas, así como valoración bilateral de la fuerza del cuadriceps y de acuerdo a los resultados probablemente se requiera de corrección de la marcha y postura, fortalecimiento muscular, así como la resolución de los síntomas mediante fisioterapia. Espero puedas aplicar la recomendación y te sea de ayuda.

        – Equipo CECOR.

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *

Dirección

Centro Colimense de Rehabilitación

Calandria 135 Residencial Santa Bárbara, 28017 Colima, Colima

Tel: (312)312-9761

Email: contacto@cecor.mx

Nuestros pacientes opinan:

Artículos Recientes

Visitantes

82447
Visit Today : 6

Lo más buscado

Todos los Derechos Reservados